Punto 5 | La maldición del bloqueo de lector

Un día encontré un video de Fa Orozco donde hablaba del “bloqueo de lector”. Por mucho tiempo padecí esto y desconocía que tuviera nombre.

¿Les ha pasado que cuando por fin tienen el libro que tanto esperaban, simplemente no pueden avanzar la lectura con tranquilidad? ¿O qué les cuesta trabajo seguir el hilo de una nueva lectura, luego de terminar otro libro?

Primero, quiero aclararles que es totalmente normal, aunque crean que es una especie de maldición cuando descubren que han acumulado libros sin leer por causa de esto.

Me ha pasado entre lecturas, ahora que he decidido practicarlo de manera continúa, y también me llegó a pasar cuando leía de 2 a 3 veces al año. De hecho, lo sufrí el año pasado mientras seguía comprando libros como buena crazy book lady que soy.

Cuando terminé de leer Malinche me quise meter con dos libros de la misma temática, Contra la historia oficial e Historias de mujeres. No pude avanzar mucho en ninguno. Decidí ponerme a ver House of cards, luego de los 4 primeros capítulos pude tomar Las muertas de Ibargüengoitia. Todo funcionó bien.

En mi exhaustiva búsqueda (de dos días), di con un singular grupo en Lectorati, donde el bloqueado expone su caso y pide con urgencia recomendaciones que ayuden a mitigar su mal. Ahí encontré dos casos y los comentarios no fueron muy alentadores, ya que recomendaban lecturas tan pesadas como El Código Da Vinci.

Luego de medio documentarme, comencé a poner en práctica algunas acciones para prevenir el bloqueo. Se las comparto.

Cuando termino un libro, no comienzo inmediatamente otro. Me doy unos días para descansar de la lectura.

Durante esos días invierto mi tiempo en otras actividades. Me hago amiga intima de Netflix y juego The Sims. Gracias a esto comencé a ver Doctor Who, The Returned, las primeras temporadas de House of cards y Modern Family, me pongo al día con Revenge y he llegado al nivel 37 del juego.

Trato de variar la temática entre lecturas. Aunque sigo más un patrón: primero un autor mexicano y luego un autor extranjero.

Regularmente comienzo la lectura en un día tranquilo. Por ejemplo, para mí un día tranquilo es el domingo que no tengo nada que hacer o si hago, es principalmente en la mañana.

Cuando tengo un mal día, decido no leer. En uno de los blogs que encontré, la blogger decía que no se debía leer bajo una fuerte carga de estrés. Si durante un libro me toca un mal día dejo pendiente la lectura para el siguiente día tranquilo. También el estrés interfiere en nuestra concentración y/o interés que podamos sentir hacia una obra.

De vez en cuando me permito una lectura boba. Sé que todos los lectores escogemos esta forma de recreación para aumentar nuestro intelecto, pero no está mal si en ocasiones nos permitimos lecturas que no nos provoquen un esfuerzo intelectual.

Ojalá les sirvan estos pequeños consejos. Si ustedes tienen los suyos, compártanlos a la comunidad. Recuerden: en algún lugar del mundo un lector podría estar teniendo su primer bloqueo y no le vendría mal un poco de apoyo moral.

Anuncios

8 comentarios sobre “Punto 5 | La maldición del bloqueo de lector

  1. Creo que nos ha pasado a todos alguna vez y, como dices, es lo más normal del mundo. Además, también creo que depende de la época que cada uno esté atravesando. Ya sea por falta de tiempo o porque ya no necesitas refugiarte en la lectura, que puedes leer menos que otras veces.

    Yo en cambio sí que necesito coger un libro justo al acabar uno. Bueno, al día siguiente. Si no, me resulta más fácil “deshabituarme” y entretenerme con cosas que me hacen sentir que he perdido el tiempo. Aunque no sólo de lectura vivimos y está bien dedicarle el tiempo a las series y juegos. Y si estoy estresada o depre también leo, creo que es cuando más lo necesito para, como decía antes, refugiarme en historias de ficción. Voy un poco al revés xD

    En lo que sí coincidimos es en cambiar de temática. También porque leer varios seguidos del mismo estilo y/o autor pues cansa un poco.

    Le gusta a 1 persona

  2. Vaya! Yo siempre leo más de un libro a la vez, así que el mismo día que termino uno, empiezo otro!
    Y cuando estoy estresada por el trabajo o algo, llego a casa, me lleno la bañera, y me paso horas leyendo. Literalmente, salgo arrugada jajaja

    No soy muy amiga de los consejos 😉 😉

    Le gusta a 1 persona

  3. Que horror, espero no me pase nunca. Otro consejo sería NUNCA LEER CON SUEÑO, puedes “leer” muchas páginas sin captar nada. Lo digo por experiencia.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s